Entradas

Mostrando entradas de agosto 5, 2012

A nadie te pareces desde que yo te amo.

Imagen
pinchar para escuchar

Juegas todos los días con la luz del universo.
Sutil visitadora, llegas en la flor  y en el agua.
Eres más que esta blanca cabecita que aprieto
como un racimo entre mis manos cada día.
A nadie te pareces desde que yo te amo.
Déjame tenderte entre guirnaldas amarillas.
¿Quién escribe tu nombre con letras de humo entre las estrellas del sur?
¡Ah, déjame recordarte cómo eras entonces, cuando aún no existías!
.
De pronto el viento aúlla y golpea mi ventana cerrada.
El cielo es una red cuajada de peces sombríos.
Aquí vienen a dar todos los vientos, todos.
Se desviste la lluvia.
.
Pasan huyendo los pájaros.
El viento. El viento.
Yo sólo puedo luchar contra la fuerza de los hombres.
El temporal arremolina hojas oscuras
y  suelta todas los barcas que anoche amarraron al cielo.
.
Tú estas aquí. ¡Ah!, tú no huyes.
Tú me responderás hasta el último grito.
Ovíllate a mi lado como si tuvieras miedo.
Sin embargo algunavez corrió una sombra extraña por tus ojos.
.
Ahora, ahora …

Lo real maravilloso...

Imagen
“La heroica ciudad dormía la siesta” Leopoldo Alas “Clarín” “La regenta”
Remitiéndonos al prologo del libro "El reino de este mundo" de Alejo Carpentier, cubano de origen europeo, sobre su tesis de lo real maravilloso en la que nos permite ver la creación artística y literaria, vinculada a las categorías estéticas de lo extraordinario, lo sobrenatural y lo maravilloso así como la descubrimos también en la vida y en la historia de los pueblos del Nuevo Continente, Cuba no es ajena  y un poco que pensando en el ilustre novelista , iré de su mano en un rápido paseo por nuestra historia mas reciente para dejar al descubierto  lo asombroso de nuestro devenir por este mundo, por el continente, por nuestra islita, cuya historia algún día será contada por algunos de  sus hijos, ya sea de los que estamos lejos o los se quedaron. 
 Nos ha tocado el destierro por mas de una ocasión en nuestro breve paso por el tiempo que  desde el, no sé si decir, funesto o feliz día en que llegó el almi…