viernes, octubre 25, 2013

¿Antipoesía?


Siempre me ha inquietado el concepto de antipoesía que esgrimen muchos y el más representativo de esta moda es el gran poeta chileno, Nicanor Parra, vaya antítesis y husmeo tras los pasos de muchos que como a mi les gusta el tema, son esas dudas que a veces me asaltan y hasta me digo, "lo dicen muchos que saben mas que tu", pero cabezota que soy , sigo tras las huellas del poeta en busca de cosas que no han satisfecho del todo mi curiosidad y hoy me encuentro con este poema o antipoema del poeta inusual que le gusta decir que no es poeta y muchos lo consideran un antipoeta, confieso que yo no, a pesar de este hermoso texto.

A continuación el texto .
Test Nicanor Parra

Qué es un antipoeta:
un comerciante en urnas y ataúdes?
un sacerdote que no cree en nada?
un general que duda de sí mismo?
un vagabundo que se ríe de todo
hasta de la vejez y de la muerte?
un interlocutor de mal carácter?
un bailarín al borde del abismo?
un narciso que ama a todo el mundo?
un bromista sangriento
deliberadamente miserable?
un poeta que duerme en una silla?
un alquimista de los tiempos modernos?
un revolucionario de bolsillo?
un pequeño burgués?
un charlatán?

un dios?

un inocente?

un aldeano del mundo?
Subraye la frase que considere correcta.

Qué es la antipoesía:
un temporal en una taza de té?
una mancha de nieve en una roca?
un azafate lleno de excrementos humanos
como lo cree el padre Salva tierra?
un espejo que dice la verdad?
un bofetón al rostro
del Presidente de la Sociedad de Escritores?
(Dios lo tenga en su santo reino)
una advertencia a los poetas jóvenes?
un ataúd a chorro?
un ataúd a fuerza centrífuga?
un ataúd a gas de parafina?
una capilla ardiente sin difunto?

Marque con una cruz
la definición que considere correcta.
Nicanor Parra.
Nota de la autora:
Saque sus propias conclusiones.

miércoles, octubre 23, 2013

Cuentan que...


A todos los cancerberos andróginos de perfil hierático
 por el día de Halloween

"Una gran mente debe ser andrógina".
― Samuel Taylor Coleridge.

Cuentan que la figura andrógina siempre andaba rondando la casona de las afueras donde vivían ella y su canario verde, era de perfil hierático, nunca se le vio de frente, más bien parecía pintado o esculpido sin  expresividad en las facciones  por la posición vertical y rígida, como señal de solemnidad.

Cuentan que el día que el reloj detuvo la hora y ella y su canario dejaron la casona, la figura andrógina abrió los portones y allí se le veía de perfil, en la verja todas las tardes, los curiosos y los niños se fueron alejando, fue cobrando un tinte de majestuosidad y cuentan los viajeros que parecía una estatua esculpida en piedra, un verdadero cancerbero que amurallaba y aparataba del mundo real  a los residentes que por asombro pudieran acercarse a la casona abandonada.

Cuentan que nunca, ni ella ni su canario verde lo vieron, ni tuvieron noticias de su presencia en los alrededores de sus dominios. Después de muchos años, por algún descuido del Padre Alberto, confesor de la enigmática mujer, allá en su decrepitud, supieron que siempre sintieron su presencia y que la casona la fueron reduciendo al cuarto de criados donde fueron encontrados ya sin vida.

♥ Entrada destacada

Imagina:

 Imagina: un gran escenario del gran teatro del mundo.  Imagina:  que eres una asombrada espectadora escondida entre bambalinas  s...