Entradas

Mostrando entradas de marzo 3, 2013

La muerte buscó a su muerto.

Imagen
La muerte llegó asustada, vino por su muerto. - Es mío, denme al muerto,  - No queremos verla, que se vaya - aullaban los alguaciles. y los adeptos-  Es un líder, es Hugo Chávez... aquí no ha muerto nadie
 Y le ocultaban al muerto.

La noticia no por esperada dejó de recorrer el mundo, todos los medios de comunicación tuvieron la oportunidad de compartirla, me imagino estarían de plácemes, es así, por más que nos conmueva la muerte y respetemos al muerto.


En el caso del presidente no juramentado de Venezuela, la cosa es diferente, no es de esos que mueren todos los días en cualquier rincón del mundo, era un presidente, era un caudillo más de los nuestros, de los hispanos americanos, no sé si el último, eso nunca se sabe, un populista que le prometió a los desposeídos lo que no podía darles, estaba prisionero entre la espada de Bolívar y las barbas de Fidel.


Arremeter contra viento y marea contra los enemigos, los reales y los que se inventen para que la batalla resulte más real, que retumbe e…

Entrevista a Manuel Cruz, autor del libro, "Amo, luego existo, los filósofos y el amor"

Imagen
A todo el mundo le gusta estar enamorado, el amor alimenta  la fantasía de poder ser otro sin dejar de ser uno mismo
Entrevista a Manuel Cruz, autor del  libro, “Amo, luego existo” Manuel Cruz es Catedrático de Filosofía contemporánea en la Universidad de Barcelona, profesor visitante en varias universidades europeas y americanas,  investigador en el Instituto de Filosofía del CSIC, en Madrid. Es autor de una veintena de libros, pero ahora viene a hablarnos del amor con su libro "Amo, luego existo, los filósofos y el amor", Premio Espasa de Ensayo 2010. Cuando leí algo sobre este autor, yo que soy una enamorada del amor, en encontré con la horma de mi zapato y no pare hasta oírlo decir muchas de las cosas que nos narra en su libro Amo, luego existo, los filósofos y el amor" y nada mejor que la interesante entrevista que le hicieron en el periódico El País donde  el periodista no deja nada por preguntar, pero antes un adelantito del libro que para mí ha sido muy refrescante …