Mensaje de amor






Recuerdo aquella tarde en que la besabas con mis besos, los pusiste en sus labios pero era a mi quién besabas, no tuve valor para reclamarte aun sabiendo que eran míos, me escondí tras el rosal y cuando me volví, miré a tus ojos, sentí tus caricias pero no quise el abrazo, tuve celos de mis besos que en sus labios dejabas.


En las noches cuando él me llama te busco y mientras me besa, acaricio tus besos, los escondo en mi piel y no dejé que los besara, pinté la noche de azul y soñé con duendes traviesos que me trastornaban.


En la mañana cuando salté de mi cama, te busqué en el río y solo sombras a mi paso llegaban ¿Quién eres? Nadie contestaba...  pero imaginé tus ojos y descubrí tu boca y te abracé desde una sonrisa que me inventé en mi almohada.


Ahora que no estás, sé que volverás a buscar mis palabras para convertirlas en arrumacos y te quieros para verlas desde tus ojos y dibujar en el eco del viento mi nombre que no dices a nadie cuando me nombras, pero sientes que mis cuatro letras te abrazan y te besan como nadie ha hecho y te pierdes en el silencio, caminas por las calles y cuando vuelvas a besarla, los recuerdos te harán ir tras el beso que escondimos aquella tarde en un rincón de la playa.
georgina miguez lima ©.

Comentarios

  1. Mensagem escrita pelo sentimento. Muito bonito!

    Um abraço
    oa.s

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Giniteando vs Jineteando. Primera Parte.

❥ Viento negro, luna blanca. Noche de Todos los Santos¨Juan Ramón Jimenez..

Gracias, Oscar Pérez, por ser un hombre del milenio, que nos has demostrado que los avances tecnológicos van mas allá de un selfie