Caminando con mis recuerdos y fantasías…


Me gusta caminar entre la gente en un juego tonto y hasta divertido ir imaginando en cada rostro algo del tuyo, que sé yo, que vas a mi lado, con coquetería te miro, te sonrío, me haces un gesto con la mano como si quisieras mandarme un beso que busco en el aire y cuando lo capturo lo apretujo entre mis labios.
Siempre te veo, tengo miedo de encontrarte y me escondo como si me portara mal con alguien… Entonces sonrío y sigo detrás de un desconocido que hasta miro y le pregunto la hora o una dirección por decir algo. Ayer te vi, juraba que eras tú, ibas de espaldas entre mucha gente , conversabas, adivinaba tu voz , me la inventaba con mil matices diferentes, tonos suaves, más altos para alguna risa de repente a veces bajito como si dijeras algún secreto del que nadie pudiera enterarse , que envidia sentí que no fuera conmigo. Sí ,eras tú y me entretuve en ver con quien reías de aquel modo y no podía verte, intentaba descubrir a quien le dabas tus palabras ,esas que sólo escucho en noches oscuras cuando tengo miedo y quiero estar contigo, sólo el silencio que yo relleno con palabras vacías, con risas, hasta garabatos y me contento ,pero no eras tú porque al buscar tus ojos , eran otros, no los tuyos porque esos si no me engañan ,o más bien, no me engaño, es que de tanto imaginarlos , los conozco muy bien y no me hubieran mirado de ese modo … Tonta deja de soñar y seguí de largo, imaginando mil cosas.
Me sentí sola entre tanta gente, miré de nuevo intentando mírate en aquel hombre ,sabía que no eras tú, pero necesitaba pensar que sí lo eras y sonreírte de nuevo y así lo hice pero al volverme …te vi tan solo, ninguna de esas personas te entendía y tú tampoco aunque hablabas y reías como nunca lo hiciste conmigo, yo siempre te entendí , adivinaba tus silencios, hasta una sílaba me bastaba para creerte a mi lado acurrucado como un niño que aún necesitaba de arrumacos y de besos.
Quise irme, fue entonces que oí de tus labios la palabra soledad, me detuve y vi tu rostro, adiviné tu tristeza .Miré a todos lados, nadie nos seguía y en un momento te robé un beso mientras sonreías, perdóname...quise arrebatar de tu boca la palabra soledad y te besé para borrar de tus labios otros besos...

georgina miguez lima ©.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Giniteando vs Jineteando. Primera Parte.

Mañana será el cumpleaños de mi padre JESUS MIGUEZ OTERO, no había otra cosa que le gustara más que una celebración.

Todos somos Venezuela. Vida, Libertad y Justicia.