Armando de Armas y Alejandro Rios con Sevcec a fondo.

 El Cojo Curbelo, dueño original del aparato que sale en la película que acabo de comentar con Alejandro Ríos.. 
Armando de Armas.


“Todas las puertas se me cierran, s
iento cómo me encadenan otra vez
porque al llegar a una ciudad ven mis papeles con la marca de Caín”
(“Prologo”) Crimen y Castigo.


Anoche estuvieron en el programa a las 10 y 30  Sevcec a Fondo - América TeVe, Canal 41, dos cubanos que no han perdido el rastro, uno cienfueguero y el otro de La habana, como siempre nos regalaron exclusivos comentarios con la agudeza que los caracteriza para decir mucho con las palabras exactas que le gustaran tanto a Juan Ramón Jiménez.
 Se trataba de comentar la película documental ,"Cuba, la solidaridad", los documentalistas, John Daniel Waltres y Brent Meier han encontrado en la isla un ambiente propicio para reflejar la vida del pueblo cubano y los esfuerzos del gobierno revolucionario  para satisfacer las necesidades fundamentales del ser humano a través del Socialismo, como dijera Armando de Armas para que después no nos vengan con cuentos y socialismos de otros tiempos como el famoso cuento de la buena pipa porque siempre habrá defensores a ultranza de las maravillas de la propiedad social sobre los medios de producción y toda la parafernalia esa que quedo al campo cuando se les acabaron las riquezas que solo una sociedad de mercado es capaz de producir y ya se les acabo la mina y ahora solo reparten miseria, eso si, sin divisiones de clases, ahora todos somos miserables, excepto un grupito, que gobiernan o desgobiernan al pueblo cubano, que como apuntara Alejandro Ríos, se conforman y creen que es su única vía de salvación  el resolver, lo confieso vine hace cinco años y soy por naturaleza  o por imitación cacharrera, cualquier clavito, tornillo, arandela, cable, pedazo de madera que encontrara, al jubón, siempre fue que resolvía ponerle a la olla de presión un tornillo o cualquier cosa conque echara a funcionar, en otras palabras, resolver. Me perdí por otros rumbos, fueron muchos los anos y no puedo escapar tan fácilmente de ese mundo insólito del socialismo y de sus huellas.
El documental es el género idóneo para hacer una fotografía de la realidad, donde la dramaturgia y la ambientación son el marco de los protagonistas, testigos de su tiempo y del mundo que los rodea. Tanto Armando, como Alejandro con la destreza del conocedor de ese mundo y con la elocuencia del artista de la palabra nos adentran en la magia de una realidad espeluznante, como le gusta decir a  Pedro Sevsec, de un mundo que duele de lo real maravilloso  y valga la antítesis, de una sociedad que se desborona donde sus hijos viven en un día a día sin destino que solo les queda la astucia para sobrevivir, no importa como, resolver, es la palabra de orden.
Armando, en su genial novela, la Tabla, en algunos pasajes intenta dejarnos una muestra de lo que nos dejo realmente el Socialismo en la isla, ese ensayo macabro de transformar a una sociedad en la mayor de las miserias, todo lo derrumbo, acabo con todo lo material y ahora va por lo espiritual, pensemos que el daño no sea irreversible sobre todo en la esfera de la mente del cubano y no nos pase como a  Rodion Raskolnikov, protagonista de Crimen y Castigo, del gran ruso Dostoyevsky.
Armando, me gusto mucho conversar contigo; Alejandro, gracias y felicidades a los dos, éxitos y un abrazo.

Comentarios

  1. Qué alegría reencontrarme con ésta conversación con Armando de Armas y Alejandro Ríos, pero sobre todo poderte leer en el blog, se te extrañaba. Siempre es un placer incursionar en Giniteando. Un beso.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Giniteando vs Jineteando. Primera Parte.

Mañana será el cumpleaños de mi padre JESUS MIGUEZ OTERO, no había otra cosa que le gustara más que una celebración.

Del jardín de las delicias.