Mis rincones.

   

Como me atrapan estos rincones ¿Será que estoy volviéndome vieja o que ya lo soy? Aunque todavía no me ha dado por esperar el fin de semana con el postre que a cada cual le gusta, ni plancho las camisas y pantalones de mi esposo.





Es verdad que cuando lo veo con su ropa arrugada, me entra un sentimiento de culpa y a mí que me da tanto trabajo perdonarme pero ya eso casi que lo tengo resuelto, cuando viene hacia mí ,con el cuello arrugado a darme el beso de despedida, le digo bajito, al regreso tendrás una sorpresa, toda la ropa planchada y le doy un beso, yo creo que no me lo cree pero yo sí y me paso todo el tiempo pensando en mi promesa y diciéndome, es un santo, que Juan Pablo II o el otro que renunció, santo él que me consiente.

 Al regreso se encuentra todo listo para empezar a planchar, casi siempre se me hace tarde, sigo pensando, es un santo, lo mejor que me ha pasado en mi vida y me prometo miles de cosas que sé no voy a poder cumplir. 



No me gusta "mucho" hablar de mí , a veces se me escapan cosas cuando intento hacer unos versos, total, si nunca salen bien y casi nadie los lee pero creo que nunca voy a aceptar la vejez y que me critiquen, no voy a hacer pudines y zurcir medias y mucho menos planchar, tejer y bordar, eso sí me gusta?




¿Por eso será que me ha dado por los rincones llenos de flores, vetustos, arruinados, con bellos tejidos, pájaros, flores malvas que no es mi color, paredes desconchadas y caminos sin final?

Todas las imagenes han sido tomadas de la pagina de Facebook  Provence Mon Amour

Comentarios

Entradas populares de este blog

Giniteando vs Jineteando. Primera Parte.

Mañana será el cumpleaños de mi padre JESUS MIGUEZ OTERO, no había otra cosa que le gustara más que una celebración.

Del jardín de las delicias.