Un canto al coraje de los venezolanos.


Disfrazados de demócratas quieren construir el socialismo, estos nuevos herederos del marxismo –leninismo, no cacarean como en otros tiempos las desgracias que traían a los pueblos la sociedad dividida en clases, los logros y beneficios de la propiedad social, ni a la dictadura del proletariado, ni el concepto de materia parece interesarles para nada, ellos traen otro discurso dirigido a las poblaciones más pobres, a los olvidados, a los de abajo,  ofreciéndoles el cielo, no el que nos trajeron los españoles, el que ellos prometen está aquí en esta tierra, no les preocupa que los que alzaron esas banderas sean hoy los países más pobres de Europa, empobrecidos material y espiritualmente, mafias, corrupción, prostitución y pérdida de valores que afectan a la integridad del individuo. 




Ellos se alían al viejo cacique, el coronel de las causas perdidas que al parecer aún tiene quien le escriba en su eterno otoño, les ofrecen rituales, le encienden velas, le besan la mano y hacen genuflexiones en su honor y piden al Anticristo caribeño que les confiese los secretos y los misterios de la eternidad en el Poder. El no puede darles recetas para acabar con la pobreza y crear una vida mejor a sus pueblos, que Cuba se haya convertido en un país en ruinas sin haber pasado una guerra que tanto ansían y tener justificaciones a sus intentos fallidos de todo lo que prometen y culpar a alguien de sus fracasos; no es eso lo que les preocupa a estos señores del ALBA, ellos quieren gobernar mientras les quede un hálito de vida, ser los dueños de vidas y haciendas del el país que les caiga bajo sus megalomanías socialistas.



No es la felicidad ni la prosperidad de sus pueblos los objetivos que persiguen, aunque algunos se sumen a la lista, el discurso manipulador, populachero chavista encandiló a algunos y siguieron al nuevo caudillo por la senda trillada y abandonada al sistema caduco y desprestigiado por el mundo entero, la utopía no funcionó, las riquezas  y el bienestar prometidos se transformaron en pobreza, si hubo la igualdad que pregonaban, ha sido la igualdad de la miseria, adiós clase media, ricos, empresarios, burgueses, palabra que ha ido perdiendo el vigor que los maestros del socialismo le atribuyeron, olvidando que son burgueses todos los que vivimos en las ciudades (burgo= ciudad) ni mas buenos ni mas malos, ciudadanos que salieron de los feudos para construir las ciudades para la prosperidad y el desarrollos de la Humanidad, arreglados estaríamos si todos fuéramos campesinos solo creadores de materias primas, necesarias, pero la revolución industrial los sacó de sus terruños y los más aptos, los más capaces desarrollaron las ciudades y con ello un gran paso de avanza a la creación y a la distribución de las riquezas que se revierten en bienestar para los habitantes de la humanidad.


Hoy Venezuela se sacude las cadenas del socialismo del siglo XXI, porque como dice el refrán, la moma aunque se vista de seda, moma se queda, sólo les queda reprimir a los desobedientes, pero resulta que ahora son muchos y el pueblo y sus estudiantes se han ido a la calle, único lugar donde aun pueden refugiarse para sus protestas, no existen instituciones, ni poderes que no estén bajo el control de la oficialidad. Nosotros los cubanos, si sabemos de eso, no tienes escapatoria, con ellos o en su contra, porque ellos son la patria, el estado, la justicia, la razón,acaban con las instituciones, las viejas  consignas: Yo, el supremo, el Benefactor, el Máximo líder, el Padre de la Patria las sacan de los baúles y las repiten hasta el cansancio estos lideres sombríos del castrismo, parodiando a los dictadores de otras épocas que. nunca se han ido del todo de nuestro continente latinoamericano, el ultimo retoño Hugo Chávez Frías, de aciago recordatorio


Se atreven a retar a la democracia utilizando sus métodos, quieren dialogar y hablar de paz, estos buitres portadores de odios y abusos, no han podido ocultar sus verdaderos rostros y van con tanques, gases lacrimógenos, soldados mercenarios, a masacrar y reducir a su pueblo al costo que sea


Ahora se reúnen entre ellos, se revuelcan con Merco Sur y se apiñan. Venezuela es la esperanza del continente, en manos de ellos está la antorcha, esperemos que los malos no sigan durmiendo bien, mientras se reprime y se mata a los mejores hombres y mujeres del país amigo.


Estoy con los venezolanos que han escogido la calle como escenario de sus protestas, de los dignos muchachos, sin discursos patrioteros, desprestigiados por los que se proclaman libertadores, luchan por el futuro que les ha arrebatado, no quiero que corran la misma suerte nuestra que andamos repartidos por el mundo, no es la solución y lo hemos demostrado desgraciadamente.



Estaré siempre con el último rebelde que se enfrente a las tropas del poder hegemónico de los nuevos amos de la miseria y el envilecimiento de los pueblos.





Comentarios

Entradas populares de este blog

Giniteando vs Jineteando. Primera Parte.

Mañana será el cumpleaños de mi padre JESUS MIGUEZ OTERO, no había otra cosa que le gustara más que una celebración.

Todos somos Venezuela. Vida, Libertad y Justicia.